El día que lanzamos nuestra prueba de concepto del marketplace solar.

Nuestro primer reto: mejorar la plataforma

Recopilando comentarios de los primeros usuarios que usaban la plataforma, trabajamos en mejorarla. Constantemente.

Los 2 primeros grandes cambios se pueden ver en la siguiente foto. Estos fueron:

  • Creamos un algoritmo de predicción para que nuestros usuarios supieran en cuánto iba a llegar su siguiente recibo.

  • Integramos el simulador de paneles solares que tomaba en cuenta tu historial de consumo para recomendarte (o no) cuantos paneles solares necesitabas.

 
Captura de pantalla 2019-04-18 a la(s) 16.48.19.png
 

El segundo reto: conectar nuestros usuarios con proveedores

Integramos un sistema de mensajes para que cualquier usuario que configurará su simulador solar pudiera solicitar una cotización a los proveedores que estaban dados de alta.

Todo eso era muy nuevo, para los instaladores solares quienes confiaron en nosotros, para los usuarios que empezaban a entender porqué les convenía o no los paneles solares, cuántos necesitaban, cuánto iban a ahorrar…

Esto es un par de fotos de cómo se veía una conversación con un proveedor después que el usuario configuraba su simulador solar y como nuestros usuarios se comparaban con vecinos:

¡Y Nuestras apuestas funcionaron!

Desde que lanzamos estas nuevas funcionalidades, los usuarios empezaron a intercambiar MUCHOS mensajes con los instaladores solares dados de alta. Nos dimos cuenta que teníamos una prueba de concepto, logramos conectar personas que necesitaban solar con instaladores de paneles.

La otra apuesta también funcionó. Cualquier usuario podía actualizar la estimación de su siguiente recibo cargando una foto de su medidor. Empezamos a estar saturados de fotos de usuarios, más porque hacíamos el proceso a mano. Imagínense…

Pero el camino todavía a recorrer era muy largo. Muchos aprendizajes y también errores nos esperaban. Lo importante era seguir avanzando.