¡Crecimos más que esperábamos pero...tuvimos que pararnos casi 2 años!

Aprendimos mucho sobre esta primer lanzamiento

En muy poco tiempo tuvimos miles de usuarios en todo el país, los cuales a veces era complicado atender (nos faltaba tiempo y manos) pero eso no fue lo que nos paró…

Estas vistas de nuestro dashboard de administración muestra la repartición de los usuarios en el país y cómo nos ayudó a detonar nuestro crecimiento está primera campaña de medios.

 
 

Nuestros inversionistas fueron quienes nos pararon…

Estábamos listos para seguir creciendo, con un plan claro, presentándolo cada mes ante nuestro Consejo.
En septiembre, felices de los resultados que estábamos teniendo nos enfrentamos a una realidad que no esperábamos.

Nuestro plan de crecimiento y monetización era claro para nosotros, necesitábamos más capital para desarrollar funcionalidades de la plataforma que faltaban para empezar a generar ingresos. Nuestro Consejo era consciente de eso pero había algo que no habíamos entendido.

Para nuestros inversionistas invertir en una startup de tecnología era algo totalmente nuevo, desconocido. Ellos era acostumbrados a invertir en bienes raíces, casas de bolsa, inversiones conocidas sin tanto riesgo con un rendimiento asegurado.

¡Conclusiones! ¿Qué hicimos?

Después de varios meses buscando nuevos inversionistas y un último intento con Israel de lanzar una nueva oferta de valor (la cual tuvimos súper respuesta todavía) decidí PARAR invictus.

Siguió un largo camino para buscar nuevos inversionistas (activos esta vez); seguir observando y conversando con los usuarios que seguían usando la plataforma para entender como mejorar..

Pase casi 18 meses entendiendo mejor el mercado y la industria solar, pero también preparándome en temas de tecnología y marketing digital entre otros aprendizarjes. En un startup mucho tiene que ver con el timing, y quizás 2016 y 2017 no era todavía el momento…

¡Pero un emprendedor apasionado y determinado nunca se da por vencido!